FACULTAD DE MEDICINA Y LAS PIEDRAS EN EL CAMINO.

Nuevas piedras en el camino. En la semana que culmina, nuevamente hemos visto un hecho que podría truncar un proyecto que a todas luces beneficiará a nuestra región, sobre todo a la zona sierra, pero también a  Huánuco por la proximidad que tienen algunas de sus provincias con Ancash.  

Se trata de una infraestructura ubicada en Soledad Alta que servirá para el funcionamiento de la facultad de Medicina Humana de la Universidad Nacional de Ancash “Santiago Antúnez de Mayolo”.

El terreno ya pertenece a la universidad y está registrado en SUNARP, sin embargo fecha 4 de febrero de 2017, la Municipalidad Provincial de Huaraz emitió la ordenanza municipal N° 001-2017, en la que, de manera arbitraria, declara como área verde el terreno de propiedad de la Unasam en la Manzana 179-A, en la zona de AMOSA. Este cambio de uso conlleva el impedimento para la construcción del local de la Facultad de Medicina de la Unasam, a pesar de que la universidad cuenta con el título de propiedad debidamente registrado en la Oficina de Registros Públicos y, además, con sentencia favorable, consentida y ejecutoriada del Poder Judicial. 

El grave error cometido por haber aprobado “como carneritos” (palabras textuales de uno de los regidores en la sesión de concejo del 7 de marzo) se sumaron un grupo de vecinos oponiéndose a la construcción de dicha infraestructura universitaria, defendiendo un área verde. Otro vecino dijo “me están afectando, solo tendré 3 metros de mi casa a este edificio”.

¿Se habrá enterado este vecino, que esta construcción también contempla áreas verdes, y allí funcionará solo parte de la facultad y un policlínico comunal en todo el primer piso?.

A estos argumentos, se sumó la desafortunada intervención del regidor Rafael Poma, con argumentos por demás abstractos que terminaron por confundir a todos. Nadie entendió sus “propuestas”. Para colmo de males, difundió en la misma sesión de concejo, un video “revelador” donde entrevista personalmente al alcalde de Marcará, quien de “buena fe” y haciendo gala de un filantropismo único, propone “donar terrenos” para la construcción de la facultad de medicina humana. Poma Sotelo quiso salir triunfante con esta “entrevista” pero el tiro le salió por la culata. El concejal Poma  Sotelo, pareció decir; ¿por qué la UNASAM no construye en Marcará su facultad y evita problemas?.

Sin embargo, ¿Su amigo el alcalde de Javier Copitán, le habrá informado que el concejo municipal de Marcará, nunca acordó alguna donación? Si existiera, Poma debe mostrarlo.

Si alguna propuesta hubo remotamente, fue de venta y no de donación.

¿Con qué intención, entrevistó al alcalde, para exponerlo en la sesión del concejo del 7 de marzo, si el tema no tenía nada que ver con la convocatoria? 

Cuidado, es la segunda oportunidad, que el regidor Rafael Poma, actúa con dobleces en sus propuestas, buscando llamar a atención y de mala manera, tal conforme procedió en el tema del Centro Recreacional y Comercial de Huaraz.  La población le pide claridad en sus propuestas, no importa a favor o en contra de un tema; simplemente coherencia.      

Más aún, cuando de por medio encarna una ilusión política,  como es la alcaldía de Huaraz. Poniendo piedras en el camino,solo se ganará la repulsa de la población y los estudiantes. 

Facebook Comments
Comparte esta noticia:
0